Cátedra Dama d'Elx | Universidad Miguel Hernández Elche

Página de la cátedra institucional de la Universidad Miguel Hernández dedicada a la Dama de Elche. Constituida en 2014 tiene como objetivos divulgar y fomentar la investigación de todo lo que tenga que ver con el busto ibérico hallado en Elche en 1897

A través de la Dama

Con motivo del décimo aniversario del hallazgo, la Cátedra produjo, en colaboración con el Ayuntamiento de Elche, el documental "A través de la Dama" (Mas Películas, 2016) que cuenta la importancia del traslado y lo que significó para la ciudad.

120 años: Historias de La Dama

La Cátedra presenta el documental "120 años: historias de La Dama" (Vórtize Media, 2017) que actualiza, con una visión particular, todo lo que sabe del busto, de su hallazgo, de su significado... con la gran perspectiva que dan los 120 años desde su descubrimiento.

La Dama de Elche. Breve descripción.

Busto de bulto redondo esculpido en piedra caliza biocalcarenita fosilífera procedente de la cantera ilicitana de El Ferriol.

La Dama de Elche

Sus dimensiones son de 56 cm de altura, 49 cm de anchura y 37 cm de profundidad en su base.

Es una escultura de carácter funerario, ya que se trata de una estatua urna realizada para ser el contenedor de las cenizas de un difunto, posiblemente la mujer que el escultor trató de representar de forma idealizada. Para esta función fue utilizada, como demuestran los restos de fósforo y calcio procedentes de huesos y dientes humanos encontrados en su cavidad trasera, de forma ovalada, de 18 cm de anchura y 16 cm de profundidad.

Presenta una gran frontalidad y, a pesar de su naturalismo, es hierática.

Su acabado contaba con una fina capa de estuco y policromía. Se representó vestida con una túnica interior de color azul, una mantilla roja montada sobre una especie de tiara, que cubre su cabeza y está parcialmente revestida por una cofia azul, que desciende por su pecho desde el hombro izquierdo hasta el lado derecho de su cintura y con un manto ocre oscuro con ribete rojo. Se mostró ornamentada con un rico conjunto de joyas que, como simulación de los originales, se revistieron de pan de oro, compuesto por unos rodetes, unos apliques de su cofia, unas ínfulas de su tocado, tres collares y una pequeña fíbula que cierra el cuello de su túnica.

Cronológicamente pertenece a finales del siglo V o principios del siglo IV a.n.e.

Fue encontrada de forma casual en el yacimiento arqueológico de La Alcudia de Elche el 4 de agosto de 1897 mientras se realizaban tareas agrícolas.

Es una pieza de gran trascendencia para la cultura española, no solo por ser el principal exponente del Arte Ibérico sino por su particular historia que arranca con una inmediata venta tras su hallazgo al Museo del Louvre, su vuelta durante la II Guerra Mundial a España y por su utilización como icono tanto en política como en infinidad de áreas, tanto científicas como populares.

Fue en París donde se bautizó a la obra como La Dama de Elche.

El autor es desconocido.

 

Texto de Alejandro Ramos Molina.
Director del Parque Arqueológico La Alcudia